Cienojos

Hacía tiempo que teníamos ganas de hablar con los responsables de Cienojos, algo más que un blog. Mónica Lozano nos cuenta en qué consiste este proyecto.

ojosrojos-cienojos_Ricardo Cases en El Invernadero

 

Hola Mónica, ¿Cuándo, dónde y cómo nace el proyecto Cienojos? ¿Quién  o quienes componen este proyecto?

Creé Cienojos en 2007, como un simple blog de noticias sobre actualidad fotográfica para mis alumnos de la Escuela de Arte de Murcia. Me dí cuenta por aquella época que, aunque teníamos un tablón de anuncios en clase donde yo les colgaba toda la información que recibía o recopilaba, ellos pasaban cada día delante del corcho sin mirarlo. Sin embargo, se pasaban el día conectados a internet. Así que decidí cambiar el canal de comunicación y adaptarme a ellos, y estoy muy contenta del paso que dí. Desde entonces, la red sólo me ha dado alegrías, he conocido a mucha gente, he conseguido visibilidad para la fotografía en la región de Murcia y he aprendido muchísimo.

Durante tres años, yo fui la única persona involucrada en el proyecto aunque recibía el apoyo de muchos amigos, de dentro y fuera de la región. En 2010 lo hice colectivo y todos esos amigos empezaron a escribir en él: Manuel Zamora, Pepe Incha, Pepa González, Juanan Requena, María Pía, Néstor Lisón, Juan Antonio Balsalobre, Julián Garnés, Pascual Martínez, Victor Soriano… Así funcionamos durante dos años. Pero a finales de 2012 decidí que hacía falta una reforma integral, y en eso estamos!

ojosrojos-cienojos_exposicion en el mubam CEFC

 

Cienojos comenzó como un blog pero se ha convertido  en un proyecto mucho más amplio. ¿Era esa  la idea inicial? ¿Cuéntanos como ha sido esa evolución?

No, no, no. Cuando yo empecé con el blog en 2007, trabajaba como profesora de fotografía en la Escuela de Arte y también daba clases en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Murcia. ¡Así que ya tenía bastante con las clases y el blog!. Pero por esa época empecé a salir con el que ahora es mi pareja y compañero de vida, Mateo Pedreño. Él trabaja en una ong que se llama Columbares, donde es responsable del área de proyectos ambientales, y tiene mucha experiencia en ese terreno. Así que él fue quien me animó a convertir Cienojos en asociación cultural en 2010 y empezar a desarrollar proyectos en torno a la fotografía. Bueno, en realidad, empezamos a crear pequeños proyectos de forma conjunta, integrando fotografía y medio ambiente, porque es una de las líneas que más nos interesan, hacer dialogar a la fotografía con otras disciplinas, sobre todo las de temática social. Cuando lo pienso ahora, veo que era la evolución lógica pero si no hubiera sido por él, aunque yo tenía muchas ideas y ganas de hacer cosas, no me habría lanzado. Como dice mi amiga Montse, ¡yo tenía el motor preparado pero él fue la gasolina que lo arrancó!

ojosrojos-cienojos_exposición en Puertas Castilla

 

Una  de las cosas que nos une a Cienojos y a Ojos Rojos (aparte de tener la palabra ojos en el nombre, je,je) es que los dos hablamos de fotografía pero obviamos la técnica. ¿Por qué tomasteis esta decisión?

Siempre me ha molestado bastante que se piense, en general, que la fotografía sólo es cuestión de técnica. A mis alumnos les digo que la fotografía es un trípode que se sujeta en tres patas: la técnica, la historia y la teoría, y que si fallas en alguna de ellas, en realidad, fallas en todo. Así lo veo yo. Además, entonces ya existían muchos blogs que hablaban, y muy bien, sobre técnica (Xataka, Qué sabes de…) y no me apetecía entrar en esa competición, persiguiendo siempre la última novedad, porque ya había pasado por eso, en mi etapa inicial de formación fotográfica. Me dí cuenta que era una carrera contra el tiempo que, además, envejecía fatal. Los conocimientos técnicos, más allá de los básicos, caducan vertigionosamente. ¿Quién se acuerda ahora del APS, por ejemplo?

Sin embargo, la teoría y la historia son un refugio al que puedes acudir siempre en busca de respuestas. Ambas me han ayudado a entender y a disfrutar mucho más la fotografía y han permitido ampliar mi visión sobre el medio. Además, cada libro de teoría o historia que compras es una inversión, puedes volver a leerlos diez años después y sigues aprendiendo. Pero los de técnica, ay, los vendería todos ahora mismo!

ojosrojos-cienojos_Navia en CEFC

 

En 2012 coordinasteis el proyecto  “El Invernadero”, ¿en qué consistía? ¿Tendrá continuidad?

El Invernadero era un proyecto que pretendía dar apoyo a los fotógrafos en el desarrollo de sus proyectos y que pudimos hacer gracias al apoyo del Centro Cultural Puertas de Castilla de Murcia, con el que ya habíamos colaborado organizando las Jornadas Photo 2.1. Nos dimos cuenta que en España había muchas becas que te daban dinero para hacer un proyecto y sólo eso, dinero, que no es poco, lo sabemos, pero luego te dejaban “sólo ante el peligro”. ¿Y a quién acudías cuando tenías una duda, cuando no sabías por dónde seguir, si querías tener un feedback de lo que estabas haciendo?.

Así que se nos ocurrió crear una especie de becas de formación y poner a disposición de los participantes un equipo de tutores y fotógrafos que mensualmente se reunían con ellos, revisaban su trabajo y les daban orientaciones. Ricky Dávila, Carlos Spottorno, Ricardo Cases, Xavier Ribas, Lurdes Basolí y Aitor Lara fueron nuestros fotógrafos invitados, y Mara Mira (crítica de arte), Marta López Briones (gestora cultural), Gustavo Alemán (galerista) y Juan de la Cruz Mejías (fotógrafo) completaban el equipo murciano. Además, teníamos un sistema de tutorías virtuales a través de skype que podían usar cuando quisieran. Eso era todo. El viaje y el alojamiento se lo tenían que costear ellos aunque al final terminamos creando una comunidad que se ayudaba entre sí, y la gente de Murcia acogía en sus casas a los que venían de fuera. Fue una experiencia preciosa.

Cuando nació El Invernadero, en 2010, aún no se hablaba sobre photocouching y no conocíamos una experiencia similar en la que pudiéramos inspirarnos (2012, la fecha que mencionas, fue cuando presentamos los resultados, pero ya llevábamos más de un año trabajando en ello). Eso hizo que hubiera muchas cosas que ahora sabemos que se podrían mejorar, si se repitiese la experiencia, pero también hubo muchas otras que funcionaron muy bien y nos dieron muchas satisfacciones. De hecho, el modelo se ha expandido y ahora otras becas, como Fotoprés, han incorporado la figura del tutor en su desarrollo. Estamos muy contentos de que haya servido de inspiración para otros.

¿Repetiremos? Nos encantaría pero, de momento, con la crisis encima, lo consideramos una utopía. Ya no hay ningún centro público en Murcia que pueda costear un proyecto así. Lo que sí hemos hecho es crear una versión “de pago” adaptada a los tiempos que corren. Se llama PHOTO+ y es un curso anual, con reuniones mensuales, en las que los alumnos reciben formación teórica y tutorías permanentes para el desarrollo de sus proyectos.

ojosrojos-cienojos_fiesta de la fotografia en MUBAM

 

Habéis colaborado con la revista Ojo de Pez en dos ocasiones, con Fotogenio y  también con el festival de fotografía MED (de Mazarrón, Murcia) ¿En qué consistían esas colaboraciones?

Con Ojo de Pez/La Fábrica, en realidad, hemos colaborado tres veces. Las dos primeras, fui invitada a participar en el Meeting Point de Barcelona como visionadora, en 2010 y 2012. La tercera, como editora gráfica del nº 31, “Zoofilias”, en 2013. Y en las tres ocasiones ha sido una experiencia maravillosa, tanto con Frank Kalero como con Arianna Rinaldo y el resto del equipo. Se portaron genial conmigo y aprendí muchísimo de todos, son grandes profesionales.

Respecto a Fotogenio, bueno, es “nuestro” festival, el único festival murciano que nos queda en pié después de la triste desaparición de Fotoencuentros, y le tenemos mucho cariño, así que cuando Juan Calventus, su director, nos llama, siempre le decimos que sí. En 2012 nos propuso organizar un visionado de porfolios, y lo hicimos encantados. Era la primera vez que organizábamos uno y nos atraía mucho la idea. La experiencia fue muy interesante. En la última edición también hemos vuelto a colaborar, en esta ocasión como jurados del Concurso de Fotografía de Paisaje que impulsaba la Asociación Cultural para la Divulgación y el Conocimiento de la Fotografía (ACDC) e impartiendo una conferencia sobre edición.

En el MED lo que hicimos fue participar en una mesa redonda sobre promoción de la fotografía y como visionadores de porfolios. Nos habría encantado volver a colaborar con ellos pero, desgraciadamente, el festival no se pudo celebrar este año.

 ojosrojos-cienojos_taller con Diaz Burgos

 

Que tengáis como base la ciudad de Murcia, ¿ha supuesto para Cienojos una desventaja o quizás una ventaja?

Mmm, creo que ha supuesto una ventaja, de momento… La gente necesita que se organicen actividades fuera de Madrid o Barcelona porque no todo el mundo puede vivir allí o desplazarse cada vez que hay algo interesante. Además, nos gusta la idea de ser “periféricos”. Hoy en día, puedes hacer lo que quieras desde donde quieras. Fíjate en Frank Kalero, que vive entre Brasil y la India, y no para! Es verdad que una vez estuvimos tentados de mudarnos a la “capital del reino” pero nuestro amigo Juan Valbuena nos abrió los ojos. Creo que si hubiéramos vivido en Madrid no habríamos podido hacer las cosas que hemos hecho hasta ahora. Aquí tenemos nuestra red de gente, que es importantísima, porque son los que nos apoyan y nos dan confianza para seguir adelante. Además, vivir en Murcia es más barato 🙂

 

Organizáis muchos eventos; tertulias, cursos, proyecciones, exposiciones. ¿Vuestro público es local o tenéis visitas de gente de otras provincias?

En Murcia hay muchísima afición a la fotografía y cada evento que organizamos se llena, afortunadamente. Pero no acude sólo gente de aquí, también tenemos amigos en Alicante, Almería, Albacete… que se desplazan cada vez que pueden y a los que estamos agradecidísimos por el esfuerzo que hacen. Es que, fíjate, alrededor de Murcia, tenemos un vacío de centros o entidades que organicen actividades relacionadas con la fotografía: el CAF en Almería, Tabacalera en Alicante… pero no hay mucho más.

ojosrojos-cienojos_omnivore en las tertulias del museo

 

Vuestros cursos de formación  incluyen muchos de los nombres más importantes de la fotografía española actual e incluso habéis llegado a hacer un taller en Cuba contando con J.M. Díaz Burgos (España) Y Raul Cañibano (Cuba – ver Ojos rojos de Noviembre 2012). ¿Cómo surge la idea de estos talleres? ¿Han tenido aceptación?¿ y otra vez, los alumnos son de Murcia o se apunta gente de toda España?

La formación se ha convertido en una de nuestras prioridades. Yo soy profesora desde hace dieciocho años y tengo bastante experiencia acumulada en este ámbito. Además, me gusta mucho la docencia y soy consciente permanentemente de la enorme responsabilidad que implica ejercerla. Hace falta que todos nos esforcemos en este sentido. Creo que la fotografía en España no alcanzará la mayoría de edad hasta que no tengamos un sistema formativo, público y privado, de calidad. ¿Para cuándo un Grado en Fotografía, por ejemplo?

Respecto a los talleres en el extranjero, supongo que fue una evolución natural porque nos gusta mucho viajar. Empezamos con J. M. Díaz Burgos en Cuba y fue un éxito. De hecho, este año ha repetido en la República Dominicana pero esta vez ya sin nuestra ayuda porque nosotros estábamos liadísimos con otro proyecto también en el extranjero: Otras miradas, con Alfredo Cáliz, en Tánger. Hacer talleres en el extranjero supone un reto organizativo importante y un riesgo económico porque nunca sabes qué aceptación tendrán. Pero la gente que asiste a ellos lo hace con una actitud especialmente positiva, que es más difícil de conseguir cuando sigues rodeado de tu día a día, de tu cotidianidad, y eso da muchas satisfacciones y ganas de repetir.

ojosrojos-cienojos_exposicion en el mubam CEFC

 

¿Qué otros proyectos tenéis entre manos?

Pues, entre otros, ése que os contaba antes, Otras miradas, un proyecto de reivindicación de la responsabilidad que implica la construcción de imaginarios colectivos en torno a lugares turísticos o “exóticos” y que nos gustaría seguir desarrollando en colaboración con el Instituto Cervantes, como hicimos en Tánger. También continuamos con la cuarta temporada de las Tertulias en el Museo de Bellas Artes de Murcia, la tercera temporada de Fotografía Nómada, con el Aula de Cultura de Murcia de Caja Mediterráneo, y la segunda temporada de Conversaciones en torno al fotolibro, que desarrollamos en colaboración con el Cendeac (Centro de Documentación y Estudios Avanzados en Arte Contemporáneo).

En el ámbito de la formación, de momento sólo tenemos programado PHOTO+, el curso anual de desarrollo de proyectos que tan buenos resultados dio el año pasado, en su precedente, el de especialización en fotografía contemporánea: Gustavo Alemán ganó el premio de la Kursala en el Festival Pa-ta-ta y dentro de poco verá publicado su libro con la Universidad de Cádiz, gracias a Jesús Micó, y Mar Sáez, otra de nuestras alumnas, ganó el Primer Premio de Fotografía del Aula de Artes Plásticas de la Universidad de Murcia.

A lo largo del año, también nos gustaría hacer algún taller de autor, quizá en colaboración con el MURAM (el Museo Regional de Arte Moderno), como hemos hecho en los dos últimos años, y no descartamos programar algunas jornadas en torno al paisaje y el territorio u otras de temática más social. Pero, en realidad, lo que tenemos que hacer es poner en marcha ya la nueva web y así os lo podremos contar todo desde ahí. Estamos trabajando en ello y dentro de poco la presentaremos, con todas las novedades punto

 

Gracias por vuestro interés!

 

Deja una respuesta