Latinstock

En este n√ļmero hablamos con Melchor Sangro, director de Latinstock, una de las agencias fotogr√°ficas con mayor trayectoria y solidez de Espa√Īa.

19 Jul 2012 — beauty portrait of a woman with glittery makeup — Image by √ā¬© Bernd Vogel/Corbis

Hola Melchor, ¬Ņpodr√≠as contar brevemente a nuestros lectores en qu√© consiste y como funciona un banco de imagen?
B√°sicamente un banco de im√°genes (el t√©rmino no me gusta mucho, prefiero ‚Äúagencia fotogr√°fica‚ÄĚ), es un extenso y variado repertorio de fotograf√≠as de distinta procedencia (de fot√≥grafos directamente, de agencias de otros pa√≠ses, de colecciones, etc.) que se ponen a disposici√≥n de diversos clientes (agencias de publicidad, revistas y peri√≥dicos, editoriales de libros, sitios web, empresas, etc. etc.) para su utilizaci√≥n en distintos soportes y para muy diferentes usos. Cada vez que una fotograf√≠a es utilizada (cada vez que se otorga una licencia de uso), la agencia se queda con un porcentaje y el fot√≥grafo/autor con otro.
Te dec√≠a que no me gusta el t√©rmino ‚Äúbanco de im√°genes‚ÄĚ porque sugiere una connotaci√≥n de material ‚Äúenclaustrado‚ÄĚ que, al menos en nuestro caso, no se corresponden con la realidad.

Blonde woman floating — Image by √ā¬© Mallory Morrison/Corbis

Vuestra agencia ha vivido la transici√≥n de la diapositiva al pixel. ¬ŅDe qu√© manera ha afectado este cambio a vuestro negocio?
El negocio ha cambiado radicalmente, y est√° siempre en constante evoluci√≥n, seg√ļn muchos creadores, para peor, te dejo aqu√≠ algunas quejas generalizadas en el sector:
-gran inflaci√≥n en la oferta debido al surgimiento de numerosos plataformas que ofrecen ‚Äúcontenidos generados por el consumidor‚ÄĚ
– surgimiento de numerosos competidores que pugnan por la mera distribuci√≥n del contenido de baja gama, sin ning√ļn valor a√Īadido, entrando en una guerra de precios, con la consiguiente ‚Äúcomoditizaci√≥n‚ÄĚ de la fotograf√≠a
Рla obvia disminución en el volumen global del negocio provocada por la crisis y la paralización de la inversión publicitaria y editorial en contenidos.
Todo esto ha afectado negativamente a las agencias fotográficas, y por tanto a sus fotógrafos, que no han sabido adaptarse o competir con estos factores.
La revolución digital tiene indudables ventajas, pero también sus inconvenientes, o mejor dicho sus desafíos.
El mercado, desde mi punto de vista, se dirige hacia dos vertientes muy claras:
Una primera tendencia, enfocada fundamentalmente en el consumidor, consiste en el crecimiento exponencial en el uso de imágenes debido a los nuevos sistemas y dispositivos de comunicación digitales; nunca se han necesitado y compartido más fotografías y vídeos que ahora en páginas webs, redes sociales y plataformas de todo tipo.
La peculiaridad es que estos contenidos necesitan un nuevo modelo de comercializaci√≥n, el modelo cl√°sico de pago por uso ‚Äúa priori‚ÄĚ no encaja ni satisface ni a consumidores ni a los creadores de contenido. Probablemente habr√° que desarrollar un modelo basado en criterios ‚Äúa posteriori‚ÄĚ como ‚Äún√ļmero de veces que se comparte, se visualiza, se recomienda etc.‚ÄĚ ese contenido, el tr√°fico que genera o el nivel de engagement que produce en el consumidor.
Las nuevas tecnologías pueden perfectamente ofrecer mecanismos de control de estos parámetros casi en tiempo real para dar una respuesta tanto a creadores como a consumidores
Lo malo es que a√ļn ese modelo no se ha desarrollado y estamos en una situaci√≥n donde el modelo antiguo no sirve, pero no hay una alternativa clara para la correcta comercializaci√≥n de contenidos digitales; realmente estamos en una crisis, en el sentido etimol√≥gico del t√©rmino, un proceso de cambio que espero culmine pronto, ya que el caos actual no beneficia a nadie, debido por un lado a la falta de retribuci√≥n, (nula o rid√≠cula) que reciben los creadores de contendido y a la falta de seguridad jur√≠dica que afecta a los consumidores.
La segunda tendencia, protagonizada por clientes profesionales (agencias de publicidad o empresas) es la demanda de unos contenidos premium, imposibles de replicar (por ejemplo, im√°genes cl√°sicas, hist√≥ricas, de fot√≥grafos renombrados o que muestran contenidos exclusivos, assignments, etc.); es cierto que esta demanda de boutique es cuantitativamente muy peque√Īa comparada con la vertiente anterior, pero actualmente ofrece una compensaci√≥n justa a sus creadores y un alto grado de seguridad jur√≠dica a los consumidores.
En esta vertiente también identificamos la mayoría de usos publicitarios de fotografías y vídeos, que necesitan una gestión profesional tanto de los derechos de autor como de otros derechos de propiedad intelectual (PI) derivados del contenido de la obra fotográfica.

Beauty portrait of woman wearing flowers — Image by √ā¬© Ragnar Schmuck/Corbis

¬ŅEl volumen de im√°genes que gestion√°is desde el advenimiento de la fotograf√≠a digital es mucho mayor que antiguamente?
Sin duda alguna, ahora ofrecemos en nuestra web (www.latinstock.es), más de 10 millones de fotografías, catalogadas, descritas y fácilmente accesibles. Esto era impensable en el entorno analógico, ventajas de lo digital como decía en la respuesta anterior, también las hay.
Para dar una idea no solo del volumen, sino de la calidad del contenido, Latinstock, tras su reciente incorporaci√≥n al grupo Cordon (www.cordonpress.com) representa en Espa√Īa, entre otras muchas, a las siguientes agencias:
Corbis, Reuters, Alamy, Masterfile, Stockfood, Roger Viollet, Noor, Laif, Agence Vu, Mauritius, Photononstop, Ulstein, Urbanlip, Camera Press, Press Associated, Sipa, August, CPI,Scanpix, All-Over, Splash, etc., etc.

Cape Town, South Africa — falling man — Image by √ā¬© Daan Brand/Corbis

¬ŅExistiendo en la web, vuestros clientes suelen ser espa√Īoles o tambi√©n os compran im√°genes desde otros pa√≠ses?
Nosotros tenemos los derechos de explotaci√≥n de las fotograf√≠as para Espa√Īa, para clientes espa√Īoles o empresas radicadas en Espa√Īa. Lo que si podemos es gestionar derechos de uso mundiales para nuestros clientes.

En un banco de imagen como el vuestro se pueden encontrar muchos tipos de fotograf√≠a, desde fotograf√≠a conceptual, retratos, paisajes hasta fotograf√≠a de reportajes. ¬ŅC√≥mo conviven y c√≥mo se ofrecen las im√°genes a posibles compradores?
Como te decía la tecnología nos permite ahora almacenar, ordenar, describir y poner a disposición de cada cliente el tipo de contendido que necesita. Tanto en www.latinstock.es, www.cordonpress.com, como en otras páginas que gestionamos, como www.corbisimages.com, existen unos potentes buscadores que permiten filtrar los resultados con muy diversos criterios para que encontrar la imagen adecuada sea rápido y sencillo.
Me gustaría destacar que en Latinstock-Corbis invertimos muchos recursos para identificar tendencias estéticas, culturales, artísticas y demográficas y anticiparlas en nuestras producciones para ofrecer así una materia prima creativa de excelente calidad a los profesionales de la publicidad y los medios.
Disponemos de un departamento espec√≠fico dedicado a lo que denominamos ‚Äúcreative research‚ÄĚ que comparte todo este conocimiento con nuestros fot√≥grafos.
Basándonos en estos estudios hemos desarrollado tres colecciones especialmente enfocadas a la comunidad creativa, con tres líneas creativas muy definidas:
Crush: Una colección de imágenes conspicuas y muy dramatizadas, estamos en el teatro de la publicidad.
Ivy: Fotografías de una estética impecable que representan unos valores tradicionales dirigidas a un modelo de publicidad aspiracional.
Blink: Imágenes frescas y espontáneas, muy realistas, siguiendo la estética del contenido generado por el usuario, pero con todos los derechos necesarios para usos publicitarios.

05 Nov 2010, Zanzibar, Tanzania — Woman collecting algae, Pwani Mchangani, Tanzania — Image by √ā¬© Atlantide Phototravel/Corbis

¬ŅC√≥mo ha afectado al mercado la irrupci√≥n de las fotograf√≠as royalty free (libres de derechos)?
Es importante se√Īalar que las fotograf√≠as se comercializan b√°sicamente mediante dos modelos, que se denominan ‚Äúderechos protegidos‚ÄĚ y ‚Äúlibres de derechos‚ÄĚ o ‚Äúroyalty free‚ÄĚ.
En el modelo de Derechos protegidos, el precio de la licencia viene determinado por el uso que se quiere realizar con la imagen, siendo factores a considerar el territorio, la duraci√≥n, el/los soportes, y otros, en definitiva el grado de exposici√≥n al p√ļblico de la fotograf√≠as.
Este modelo permite un control sobre todos los usos de cualquier imagen, de modo que se puede controlar que dos empresas competidoras de un mismo sector no utilicen la misma imagen.
También puede negociarse exclusividad parcial o total para este tipo de imágenes.
En el modelo Libres de derechos (RF), el precio de la licencia viene determina por el tama√Īo del archivo digital que se adquiere. La imagen tiene limitaciones para su utilizaci√≥n, pero a efectos pr√°cticos las fotograf√≠as se puede utilizar para tantos aplicaciones como el archivo permita y tantas veces como se quiera.
Este modelo no permite control sobre usos de las im√°genes ni la posibilidad de contratar exclusividad de ning√ļn tipo.
Yo creo que el modelo RF, ya instaurado plenamente en la industria, lo más negativo que le achacaría es que abrió la Caja de Pandora a otros modelos como el micro-stock, la suscripción, etc., que desde mi punto de vista han sido muy negativos, especialmente para los fotógrafos, que han ido perdiendo control sobre sus fotografías.

16 Nov 2011 — young love in bed — Image by √ā¬© Andreas Baum/Corbis

¬ŅC√≥mo os blind√°is contra el hurto de im√°genes?
Afortunadamente la mayoría de nuestros clientes son muy respetuosos con la PI y los derechos de autor, pero las generaciones jóvenes, a veces por desconocimiento, creen que en internet todo es gratis, y en ocasiones utilizan fotografías sin adquirirlas las debidas licencias. Para luchar contra este problema nada mejor que información, educación, y por si acaso, un buen despacho de abogados.

¬ŅOs preocupa y os afecta que plataformas como Facebook decidan utilizar y ofertar im√°genes de sus usuarios?
Sí, sobre todo tras casos como los de Instagram y Google drive, que con su desprecio hacia los fotógrafos/usuarios, han ayudando a propagar y fomentar la creencia del todo gratis, que a quién realmente perjudica es a los autores, que sin una justa recompensa a su trabajo, no podrán continuar haciéndolo.
La aparición de plataformas que ofrecen supuestamente contenidos gratuitos ha contribuido a fomentar, como te decía, sobre todo entre los más jóvenes, la falsa creencia de que en Internet todo es gratis lo cual dificulta enormemente la implantación de modelos justos de retribución para los creadores.

Además, habría que estudiar caso por caso, pero en general hay que decir que el contenido se paga, bien sea directamente o con otras formulas como la inserción de publicidad que el consumidor debe visualizar o la necesidad de compartir datos personales por parte del consumidor, etc.
Adem√°s, para el profesional de la publicidad existen riesgos claros:
Por un lado existe un peligro en lo que afecta al propio contenido, en general estas plataformas ofrecen im√°genes t√≥picas, meras r√©plicas de estereotipos que se suponen han tenido √©xito comercial. No se valora la creatividad. Adem√°s, si una agencia de publicidad utiliza este tipo de im√°genes, no puede saber cu√°ntas veces o qui√©nes han utilizado o est√°n utilizando esas im√°genes, y por supuesto est√°s plataformas no advierten ni se ocupan de gestionar los derechos de Propiedad Intelectual ¬†que pudieran necesitar ciertas im√°genes que muestran personas, edificios, obras de arte, etc., poniendo en riesgo las campa√Īas y la reputaci√≥n de su clientes.

Bali, Indonesia — Monkey — Image by √ā¬© Geo Rittenmyer/Corbis

¬ŅUtiliz√°is solo im√°genes con una determinada calidad o ten√©is tambi√©n im√°genes tomadas con nuevas tecnolog√≠as tipo smart phone o tablets?
Nosotros tratamos de trabajar con las mejores agencias y los mejores fotógrafos del mundo. Las tendencias estéticas cambian, las buenas fotos permanecen.

Por √ļltimo me gustar√≠a saber ¬Ņqu√© requisitos tiene que cumplir un fot√≥grafo para formar parte de un banco de imagen?
Muchas buenas im√°genes y mucha paciencia.